26 de febrero de 2007

LO NUEVO EN CIUDADANOS Y CONSUMIDORES

Ayer se actualizó Ciudadanos & Consumidores, ese sitio web algo pretencioso y de tufillo tecnocrático, lleno de información, discusión y recursos sobre comunicación política.
En las Noticias está el tema inquietante de los Partidos Pirata, partidos políticos formales con una agenda muy definida: exigen el fin de la propiedad intelectual, más libertades ciudadanas y acceso libre a tecnologías de la información. Preocupaciones superfluas, primermundistas, se podría pensar. El caso es que ya están formalmente en 18 países, y con esa presencia global podrían convertirse en un lobby potente. Y, quien sabe, en un modelo partidista a observar.
También se anuncian importantes Seminarios de comunicación política. Uno en Washington, organizado por el Instituto Política, Democracia e Internet; y otro en Madrid, organizado por la Complutense, que va a contar con figuras de la talla de John Thompson (Cambridge) y Philippe Maarek (París XII). Ojo porque vamos a tener enviado especial a este tremendo evento.
El Libro recomendado esta semana es "Media Politics: A Citizen's Guide”, de los profesores del Political Communication Lab Shanto Iyengar y Jennifer McGrady. Es una detallada observación a la influencia de las tácticas mediales y sus efectos en las elecciones de EEUU.
Por último, entre otros estudios, en Recursos ya está el estudio completo de Future Brand sobre "Marca País", en el que se puede apreciar el ¿efecto? que ha tenido la millonaria campaña para posicionar esa refrescante marca llamada... Chile.

1 comentario:

Juan Jiménez A. dijo...

Y, bueno, como no hay comentarios en el sitio propiamente dicho de ciudadanos y comentarios, aprovecho de ponerlo aquí:

¿No es algo exagerado destacar tanto el lugar 6º de marca emergente de Chile? A final de cuentas, Chile no aparece en ningún otro de los rankings (como sí lo hace Perú por ejemplo). En otras palabras, aparte de tener la imagen de que Chile se convertirá en un destino importante, ¿hay otro indicador que nos haga pensar que efectivamente será así? A final de cuentas, uno se puede transformar en Brasil, el permanente país del futuro.